martes, 11 de noviembre de 2014

'Ese punto azul pálido' ha quedado cuarto en los X Premios Bitácoras

Al menos él tiene una estatuilla :-(

No ha podido ser. Después de luchar durante varias semanas y estar en tercera posición a pocas horas del final de las votaciones, EPAP ha quedado definitivamente apartado de la final de los X Premios Bitácoras. :-(

Lo siento. Lo siento mucho por todos los que me habéis animado, apoyado y votado. Nunca hubiera llegado tan lejos (si lo miramos con perspectiva es un buen resultado) sin vuestra incondicional ayuda. De todo corazón: ¡Gracias! 

Y enhorabuena a los tres insignes finalistas: Deborah, Enrique y Miguel Ángel. Mucha suerte, amigos. Ojalá hubiera tres premios porque lo merecéis, como personas y como divulgadores de la ciencia de primera. Mi mayor admiración y sana envidia.

Pese a la mini-decepción final, he de reconocer que ha sido muy estimulante y divertido participar en estos premios. A algunos les parecerán una chorrada pero no estoy de acuerdo. Recordad que la mayoría de nosotros dedicamos nuestro tiempo, que no nos sobra, y mucho esfuerzo, solo por desarrollar la pasión que tenemos por la ciencia y su divulgación. Sin más. Aquí no hay dinero ni publicidad ni nada de nada. Solo dedicación y generosidad. Y estos premios son un pequeño regalo en los que se reconoce algo, aunque sea un poquito, de ese esfuerzo. 

En fin. Otra vez será... O tal vez no, pero no pienso cambiar. Aunque he estado a punto.

Estos últimos meses, y condicionado por otros temas personales muy tristes que no vienen al caso, he estado barajando la idea de abandonar el blog y dedicarme a leer tranquilamente mis libros que se acumulan o a otros hobbys más bucólicos. Pero han ocurrido dos cosas que han hecho que descarte esa idea definitivamente. Os cuento...

La primera ocurrió a mediados de septiembre donde se lo conté de forma íntima frente a una copa de vino a dos grandes amigos, Jose e Iñako, durante una comida que compartimos con ocasión de esta actividad organizada por ADCMurcia y la Fundación Cajamurcia

Iñako me miró a la cara y fue tajante: «Nunca dejes de escribir, Dani» y me dio una argumentación magistral muy objetiva, que no iba dirigida a mí personalmente, sino al mero hecho de la escritura, y que guardo en mi memoria para enmarcarla como oro en paño. Jose me amenazó con encapsularme y mandarme a sus orcos y esas cosas si lo dejaba... :-P

El otro hecho me ocurrió el pasado viernes por la tarde en la Semana de la Ciencia y la Tecnología de Murcia. Cuando me dirigía hacia el stand de ADCMurcia un grupo de jóvenes me asaltó, literalmente, y tras presentarse me presentaron a un lector admirador de mi blog que me impresionó y emocionó especialmente. Me ahorro los detalles, pero David, si lees esto, tío, que sepas que va por ti, crack. Un abrazo :-)

No puedo terminar este rollo sin agradecer especialmente a dos personas su apoyo, y no solo en la lucha hacia la malograda final de los Bitácoras, sino algo más importante, que han estado siempre ahí, donde ellos saben. Y nunca fallan.

Me refiero a Jose, el Sauron murciano, el puto amo, con el que cada día aprendo más y que es para mí todo un referente y modelo a imitar, en lo personal y profesional, al que admiro de forma incondicional. 

Y por supuesto, a Yolanda, mi sufridora compañera y esposa, que aguanta estoicamente todas las escapaditas virtuales con mis amiguitos de interné. Sin ella nada sería posible. Ella es la mujer de mi vida y me ha dado aquello que da sentido a todo. Lo más importante...


Diana y Dani dentro de una Soyuz

Gracias a todos. Y ahora... ¡Poyejali

10 comentarios:

  1. Nunca dejes de escribir, claro que no. O te encontrarás una cabeza de caballo. :)

    No ha podido ser. El año que viene volvemos a intentarlo.

    Besos y ánimo con la decepción.

    ResponderEliminar
  2. Daniel,
    Tú eres un ganador y los que te votamos fue para que siguieses adelante. Para nosotros ya eres un ganador y te queremos tal y como eres. Y no sólo te queremos sino que te necesitamos.
    Eres el alma de la blogosfera que visito, esa mano amiga que siempre está. Es curioso que me sienta tan unida a alguien que no he saludado personalmente.
    Siento que eres el hermano que siempre hubiese querido tener.
    Un besazo muy muy fuerte
    Laura

    ResponderEliminar
  3. Quién necesita premios cuando tiene el unánime respeto de toda la blogosfera.

    ResponderEliminar
  4. Dani, sé que es duro quedar clasificado en cuarto lugar cuando la final estaba tan tan cerca, pero hay que verlo desde el lado positivo. Si yo he vuelto a presentarme después de tantos años, tú también puedes porque no hay tipo más pesimista en la blogosfera que yo. Y lo sabes...

    Ánimo y te animo a que sigas, a pesar de lo que ya hemos hablado tú y yo en varias ocasiones. Al final no soy capaz de dejar el blog y dedicarme a mis libros. YA veo que tú tampoco. Hemos sido inoculados con este bendito virus y no hay antídoto, amigo. A joderse tocan.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Pues el año pasado estaba convencido de que Sauron ganaría los Bitácoras, y acerté; este año estuve a punto de hacer el mismo pronóstico pero con tu blog, y vaya, qué chafón me he llevado al no verte entre los finalistas... de hecho, voté aprisa y corriendo a falta de unas horas de cerrar el chiringuito, sólo para votar EPAP, uno de mis blogs favoritos de siempre, y el modelo de lo que debe ser un blog de divulgación científica en su acepción más amplia y general.

    Más suerte a la próxima, pero te queda el consuelo de ver que la gente NECESITAMOS que sigas escribiendo. ¿Qué más se puede pedir?

    Un abrazo amigo, y pronto te daré uno en directo !!

    ResponderEliminar
  6. Gracias infinitas Dani y me alegra haberte ayudado a deliberar. Tu blog es súper interesante y he de admitir que has sembrado cierta envidia en mí, de conocer, de saber, de leer...Muchas gracias otra vez. Un abrazo.
    David 'el killer'. :)

    ResponderEliminar
  7. Jo, qué rabia. ¡Cuarto! Pero bueno, tocayo, ya sabes que para mí eres un ganador, con premio o sin premio. Ya llegará tu momento, tenlo por seguro. Y, por supuesto, suscribo las palabras de Iñako: nunca dejes de escribir. Te necesitamos. Un abrazo y espero verte pronto, por Canarias o Murcia ;-)

    ResponderEliminar
  8. Gracias a todos :-) Seguimos en la brecha :-D

    ResponderEliminar